Wednesday, 2 March 2011

"Ispansi", cine a lo grande.

Había visto el tráiler de Ispansi y me apetecía mucho verla, sobre todo al estar respaldada por Carlos Iglesias, autor de “Un Franco 14 pesetas” que es una película que me causo una muy grata impresión y que recomiendo a todo aquel que tenga dudas sobre por qué debería ir a ver esta su segunda película.

El lunes 28 tuve el honor de asistir a un pase especial de ésta película. El propio Carlos Iglesias nos presentó la película, nos contó que se se interesó por la historia de “los niños de la guerra”, que nunca se había contado en nuestro cine y que documentándose sobre el tema descubrió muchas más cosas de lo que pasó entre republicanos y nacionales, entre “rojos” y “fachas” que le sorprendieron y que podríamos ver en la película. Nos dijo que deseaba y esperaba que la película sirviese para tender puentes entre “las dos Españas” lo cual, al que esto escribe le parece un notable y noble fin. Nos dijo que la producción había sido muy larga y costosa y que si nos gustaba, que la promocionásemos, porque no les quedaba dinero, así que me pongo a ello.

Y me pongo a ello, porque la película me gustó; me gustó mucho. Es una peli a lo grande, grandes escenarios, grandes eventos, grandes decorados. Viéndola uno diría que se han gastado mucho, mucho dinero en hacerla bien, pero además, se nota que está hecha con mucho cariño. Es una historia en la que ocurren muchas cosas tristes, pero que desborda amor a raudales: amor por un hijo, amor por unos padres, amor por unos ideales, amor pasional y amor por las personas que nos rodean, con sus virtudes y sus defectos. Es de esas películas que te dejan un buen sabor de boca, a pesar de todas las vicisitudes por las que pasan sus protagonistas. Podéis leer a sinopsis en muchos sitios, como en su página web,así que no os aburriré con esos detalles.

ispansi1

También tiene cosas flojas. Cuesta decirlo, cuando lees declaraciones de su director que demuestran el cariño que siente por la película,

“Y te pasas toda la proyección con un dolor de estomago impresionante, maldiciendo una y mil veces los errores que ves y que ya son inevitables, y según se acerca el final vuelven los sudores fríos, los latidos intensos, todos los miedos del mundo… pero si la suerte te sonríe y los aplausos inundan la sala, quieres morirte de felicidad, quieres irte a abrazar a todos, agradeciendo de corazón la tranquilidad que te producen y ya tienes otra vez metido en el cuerpo el veneno que te pide hacer la siguiente, y volver a morir en el intento.”

pero no sería justo contar solo las cosas buenas, ni para la película, ni para ti, lector, porque podrías crearte excesivas expectativas. Lo peor de la película se encuentra al principio; comete, de manera consecutiva una serie de errores básicos de guión: La película comienza con voz en off, luego los personajes se presentan a sí mismos cosa que dicen los profesionales que no se debe hacer, vemos un flashback demasiado largo  al que más tarde le sucederá otro y la acción se desarrolla en secuencias cortas y un poco a trompicones. Además, hay una serie de interpretaciones, como la del padre por decir solo una, que resultan demasiado teatrales. Todo ello hace que, al principio, cueste entrar en la peli. Pero hacia mitad de la película, la exquisita construcción de los personajes protagonistas con todas sus virtudes, defectos y contradicciones internas, las actuaciones de sus intérpretes (mención especial para Esther Regina e Isabelle Stoffel)y la trascendencia y la magnitud de la epopeya de la historia que nos cuenta, hacen que la historia te arrastre, haciéndote sentir participe en todo momento.

Sobre tender un puente de unión de las dos España, la película tira ligeramente al bando republicano, pero en todo momento se ve un claro esfuerzo por reflejar un punto de vista humano en ambos lados. La protagonista del bando nacional no se hace “buena” dándose cuenta de que la ideología republicana es “mejor”, y los republicanos no son almas puras, que es lo que más habituados estamos a ver en el cine español, y hacia el final de la película esos puentes que Carlos Iglesias pretende lanzar se ven más claros que nunca, y se asimilan de muy buen grado, por lo que en gran parte también consigue alcanzar  ese objetivo.

ispansi2

La película además está acompañada por un vestuario y una dirección artística magnífica, una notable banda sonora, muy buena fotografía, muy buen maquillaje, y unos estupendos efectos especiales de esos que están, pero no se notan. Por todo ello, puedo asegurar que estamos ante una obra muy especial, y un pedazo de historia que tenía que ser contado, y que el corazón, el saber hacer de sus creadores y los medios empleados en ella, bien merecen una visita al cine, y una buena charla cuando salgamos de la sala.

Por último, una recomendación del director: antes de ver la película,indagar un poco sobre los niños de la Guerra, porque hará que el viaje sea mucho más intenso.

No dejéis de ir a verla.

3 comments:

CHucky said...

Gorrino. Dijiste que me avisarías para ir a verla juntos, aun llevándonos a las parientas. Ahora... a ver quién saca de casa a mi parienta para ver una peli española...
En fin :(

Omoloc said...

Lo siento. Me colé en un pase especial para twitteros :-(

Pero no debería costarte mucho. Creo que a Luna le puede gustar mucho.

CHucky said...

Doblemente gorrino, ¡que yo también soy tontero de esos! :D
Intentaré llevármela al cine la semana que viene.
Ayer vimos la de "Cisne Negro". Bien, muy bien.