Sunday, 27 May 2012

5 aparentes contradicciones de Escaños en Blanco (que en realidad son 6)

1. No toma posesión del escaño, y sin embargo defiende en el congreso sus reivindicaciones5

Una de las principales críticas mal informadas, o malintencionadas a Escaños en Blanco es ¿Cómo va a defender sus intereses sin tomar posesión del escaño? Pero es que eso es precisamente lo que defiende Escaños en Blanco, que los votos en blanco se traduzcan en Escaños Vacíos. Y lo mejor de todo es que, al no tomar posesión del Escaño, no solo defiende esa petición, sino que la hace realidad. Seamos sinceros: la posibilidad de que los partidos políticos mayoritarios cambien la ley a algo que les hace perder capacidad económica, es nula. La acción de Escaños en Blanco es mucho más poderosa que la recogida de firmas. En las últimas elecciones hubo 97.706 personas que no solo “firmaron” por Escaños en Blanco, sino que votándoles, pedían la representatividad del voto en Blanco por delante de cualquier otra ideología o acción política. Aun así, los partidos políticos siguen ignorando la petición de un voto en blanco computable.

2. Es un partido político, pero sus militantes no son políticos (ni lo serán)

Los candidatos de Escaños en Blanco se comprometen a no tomar posesión del cargo y por lo tanto, ni ellos ni el partido recibe ni un sólo euro del Estado. Ninguno de ellos por lo tanto aspira a vivir de la política a través de Escaños en Blanco.

3. Cuanto más grande se hace, menos se ve: La luz.

“¿Qué es, qué es, que cuanto más grande se hace, menos se ve?” era un acertijo muy repetido cuando era niño. La respuesta era “la oscuridad”, pero ahora me gusta pensar lo bien que representa ese acertijo a la “luz” de Escaños en Blanco: Normalmente, el grupo político que más votos recibe es el que llena más escaños en el Congreso. En el caso de Escaños en Blanco es al revés: cuantos más votos reciba, menos escaños se llenarán del Congreso. Quizá esto ilumine a los políticos para hacerles ver que su sitio en el Congreso no es seguro, y que se lo tienen que ganar, y que los indultos a banqueros, empresarios y políticos corruptos no les van a salir gratis. Y si no se dan cuenta, Escaños en Blanco se hará cada vez más y más grande, hasta que sea imposible cerrar los ojos la “luz” de sus votantes.

560083_358813410849699_193588260705549_1011041_1730123798_n

4. No es antisistema, pero es la mejor opción de voto de los antisistema

Escaños en Blanco no es antisistema, cuando alguien vota a Escaños en Blanco, lo hace porque no le gusta ningún otro partido, pero también lo puede hacer porque no le guste cómo funciona el sistema, o sencillamente el sistema. En una sociedad democrática, tiene que tenerse en cuenta la opinión de todos, incluso la de aquellos que no les gusta como se hacen las cosas y eso hace Escaños en Blanco. Sí esa representación fuera mayoría absoluta, sería una señal inequívoca de que el pueblo pide democráticamente un cambio. Una abstención, un voto nulo o un voto en blanco, no solo no perjudica a los poderes establecidos, sino que los beneficia. Por lo tanto, Escaños en Blanco es una opción de voto que puede ser usada por los antisistema, y sin embargo, sería absolutamente democrático que lo hicieran.

5. No cambia el resultado de las elecciones, y sin embargo cambia la composición del Congreso.

Otra de las críticas mal informadas, o malintencionadas, es que Escaños en Blanco favorece al partido mayoritario frente a los siguientes partidos. De hecho, al sacar menos porcentaje del total, pierden parte de la ventaja que da el sistema electoral y les hace perder más escaños porcentualmente que el resto, pero la influencia que tiene Escaños en Blanco en el porcentaje de escaños de los partidos es prácticamente nula. Por lo tanto no modificaría, por ejemplo, la mayoría del PP en el Congreso. Sin embargo esa mayoría dejaría de serlo de la cámara para pasar a serlo, de los partidos elegidos. El PP por lo tanto ya no podría decir que tiene el apoyo de “una amplia mayoría de los españoles”.

ACTUALIZACIÓN:
Acabo de darme cuenta de que hay una sexta falsa contradicción:

6. Cuando Escaños en Blanco gane, desaparecerá.

La existencia de Escaños en Blanco como partido político solo responde a hacer realidad la petición del Movimiento Ciudadano por un voto en Blanco Computable: Que el voto en blanco sea contabilizado y sea así una opción de voto REAL, no como ahora que es puramente estética.

El día que esa petición tenga éxito, Escaños en Blanco se disolverá  porque su existencia dejará de tener sentido.

6 comments:

Anonymous said...

Muy bien explicado miguel.

Es mi humilde opinion, si me la permiten. said...

Miguel, aunque ya ha llovido un poco desde este artículo. Te mando unas pocas observaciones en positivo, por si algún día haces una revisión.
1.- Ok, estoy de acuerdo.
2.- Yo creo que si son (o somos) politicos, y no pasa nada por serlo, depende de lo que entiendas por esa palabra , yo te pego lo que dice la novena entrada del RAE (Politica: "Actividad del ciudadano cuando interviene en los asuntos públicos con su opinión, con su voto, o de cualquier otro modo")
3.- Ok, interesante observación.
4.- Yo creo que si tiene cierto componente anti-este-sistema. Y al igual que con lo de político pienso que no pasa nada por serlo. Son palabras tabú solo para quien las haya identificado con sujetos o colectivos determinados.
5.- Discrepo ligeramente, existen votaciónes en las que el "quorun" si cuenta, tanto en asistencia como en votacion. No es lo mismo tener mayoria sobre el total del parlamento que sobre el total de escaños ocupados. Esto ultimo no es suficiente en ciertas votaciones que fija la constitucion que requieren mayoria de 3/5 o 2/3 del total de escaños para aprobarse (y las abstenciones cuentan negativamente).
6.- Todos esperamos ver como se cumple este punto.

Omoloc said...

My buenas, humilde comentarista:

2. Cuando decimos que no somos políticos ni queremos serlo nos referimos a politicos de profesión.
Todos somos políticos en esta vida. Trabajar es politica, gestionar una casa es política, hablar con los vecinos es politica. Meterte a montar un partdo politico, obviamente es política, pero ya te digo, que me refiero a trabajar, a vivir de ello.
4. Si entras en el link del cometentario verás que opinamos lo mismo. Escaños en Blanco no es antisistema, pero si es anti-su-sistema.
5. En las votaciones se depende de la intepretación del reglamento. Parece que la interpretación más extedida es que los votos necesarios son los de los escaños de pleno derecho, y los escaños vacíos no lo son. Es decir, que si de los 350, 100 quedaran vacíos, la mitad de la cámara serían 125, no 175, pero ya te digo que es iterpretable.

¡Gracias por comentar!

Jose E said...

MUY BUENAS:
Un par de aclaraciones que me intingran un poco.

Si de 350 escaños se ocupan 250 por que 100 han quedado vacios y no los ocupa nadie. A la hora de votar una ley o aprobar un real decreto si votan 126 a favor la ley se seguira aprobando.

Entonces que sentido tienevotar ha escaños en blanco.
gracias.-

Jose E said...

Buenas:
En mi opinión la ideología de Escaños en Blanco esta bien. Pero por la falta de información de la que tenemos la mayoría de la ciudadanía mi duda es más que razonable.
Hay va:
Si de 350 escaños se quedan sin representación 100 por estar vacios y no haber tomado posesión del cargo sus titulares. Ha la hora de votar o aprobar una ley de los 250 que estan ocupados votan a favor 126 esa ley se aprobará.
Si eso es a si que sentido tiene
todo esto.

Omoloc said...

Hola José E,

Perdona por no contestarte antes, pero se me había pasado tu comentario.

Nadie sabe cómo afectarán esos escaños. Una opción es que se contabilicen como escaños vacíos a la hora de calcular el quorum de la cámara (la mitad). En ese caso seguirían necesitándose 175 escaños para poder votar una ley. En ese caso si la oposición se ausentara, no podría votarse ninguna ley con 126 escaños

Otra posibilidad es la que apuntas: que simplemente reduzcan el número de escaños de la cámara, pero nunca serían 100 escaños vacíos, porque antes de llegar a ese escenario se buscarían otras alternativas.

La idea de Escaños en Blanco es hacer visible un descontento que ahora mismo está oculto. Una vez hecho visible ese descontento y demostrado que hay otras formas de hacer política se habriría un enorme abanico de posibilidades.

Una de las cosas que se conseguirían en ese caso (y que de hecho ya se consigue) es acercar a las urnas a gente que ya lo ha dado por inutil, y solo por eso ya merece mucho la pena el esfuerzo.

Un saludo